REUNIÓN DEL 18 DE FEBRERO DE 2006

                                                                                           

El sábado por la mañana amaneció como otro día más, pero eso si, con un esplendido cielo azul y un ligero viento del norte, que nos recordaba la estación invernal en la que nos encontrábamos. Conchi y Antonio ya nos habían adelantado un poco de la reunión que íbamos a tener a las 11 a.m. en Las Siete Calles bilbaínas. Se trataba de la Asamblea anual general, en donde darían cuenta de la marcha de la ONG y a la cual, por supuesto, no podíamos faltar.

 

Puntuales llegamos  la cita, encontrando sentados en la mesa directiva a toda la “plana mayor”. De izda. a dcha. si mal no recuerdo, se encontraba Susana (bocal) y Marta (vice) a las cuales no conocíamos. Nos regalaron un sonoro beso tanto a Charo como a mí, lo cual agradecimos de todo corazón. En el centro, el Presidente (Antonio) como era menester, y a su derecha Mari Asun (la secre) a la cual tuve el placer de descubrir y tratar el sábado anterior, durante la presentación de Adecabi en Barrika. Por último, estaban sentados Pilar Rodríguez y su padre Antonio Rodríguez (tesorero).

                                                    Un nutrido grupo, durante la reunión. 

Conchi, (que dejaba el cargo de tesorera, dicho sea de paso),  como de costumbre, andaba entre las sillas del recinto saludando y hablando, con unos y con otros en esa forma desenfadada que tanto la caracteriza. Ambiente acogedor de entrada para un acto que se presentaba sin sobresaltos.

 

Falló el ordenador, pero se suplió con el buen hacer de nuestro Presidente. A lo largo de la sesión nos informó de diferentes aspectos relacionados con la Memoria del año 2005, balances económicos, proyectos y presupuestos para el año 2006, y más temas, todos ellos aderezados con su particular forma de ver la realidad. También se encontraban entre los asistentes, Marisa Palmero y Javi Pérez, que como era de esperar, pusieron el punto desenfadado de la reunión.

 

Desde un rincón del grupo Dulce, la cooperante, también participaba de las explicaciones e inquietudes de la Directiva. Comentó la “realidad de las becas” para 2006 de 150 jóvenes de entre 12 y 18 años, gracias fundamentalmente a la ayuda concedida por el Ayuntamiento de Portugalete, tras arduas gestiones por parte de la directiva. Se comentaron los proyectos de Becas para el año 2007, para las cuales se necesitaban aportaciones del orden de los 37.000 €. Muy ilusionada se la vio sobre todo al tocar el proyecto de la creación de unos talleres en régimen de cooperativa tutelada, donde los alumnos puedan formarse profesionalmente y cuya producción sea comercializable en España por medio de “Comercio Justo”

 

Mi enhorabuena Dulce, por tu ilusión y claridad al exponernos los temas. Como todas las cosas importantes, lo aportas a los demás con una sencillez que arrastra. Y también, con ilusión y claridad nos continuó hablando del proyecto de traída de aguas a los barrios del municipio de “El Negrito” y la posibilidad de colocar una potabilizadora del vital elemento. En este punto, intervino Antonio, como experto y trabajador del Consorcio de Aguas, aportando más información sobre las gestiones, y pidiendo desde su tribuna al Consorcio “que se moje” (y nunca mejor dicho), en ambos proyectos.

                                                             Varios miembros de la junta.

Fueron interesantes así mismo, las aportaciones de Conchi, sobre el proyecto “Auxiliar de Enfermería”…  Las de Jesús Elvira que se encontraba a su derecha y las de Usoa, chavala encantadora y nueva jefa de la Web de Adecabi. Maria hija de Conchi también participó de los comentarios y como no, Charo que se lo pasó divinamente.

 

Realmente lo pasamos todos divinamente, en una reunión distendida a más no poder. Con las chispeantes ocurrencias de Javi, como era de esperar por otra parte… y la locuacidad de nuestro Presidente, que aunque de mano andaba lesionado, no así de lengua, que no descansó ni un momento, abordando temas y temas. Temas que se continuaron durante la comida y posteriormente por la tarde. Los temas no se agotaban y a modo de ilustración indicar, que este humilde cronista de los acontecimientos del inolvidadle sábado, escuchó la visión ecologista y cultísima de Antonio sobre la “Mineralización de la Mierda” con perdón, que aunque no relacionada directamente con el tema que nos ocupa, encajaba perfectamente dentro del contexto general, por aquello de que todo nos afecta dentro de la armonía superior en la que nos desenvolvemos.

  

Para terminar daros las gracias por la paciencia que demostráis todos lo días conmigo y os recuerdo aquel famoso dicho de un antiguo locutor de radio:

“Háganme el favor de ser felices”